Embarazo con gatos: ¿peligroso para los bebés?

Luke y Leia

miradita_felina_comp

Leia, el Dragón y servidora

Cuando os conté que soy friki, os hablé de que el momento que “inauguró” ese frikismo “familiar” fue, curiosamente, cuando les pusimos nombres a nuestros gatos. Eran macho y hembra, hermanos de la misma camada (eso implica que son mellizos, ¿no?), de madre conocida (adoptada ya embarazada por mi madre) y padre… ehmmm… bueno. No puedo asegurar que fuera Cat Vader, pero tampoco es que supiéramos con certeza quién era… Puede que aquel gato negro de maullido ronco y tendencia a reclamar paternidades… Bueno, el caso. Mis gatetes. Como no podía ser de otra manera, les llamamos Luke y Leia.

Durante tres años, estos gatos, como todos los gatos, fueron los amos y señores de la casa. Pero, oh, sorpresa, llegó el momento en que decidimos tener un bebé. Y me quedé embarazada…

Embarazo y gatos

No fueron pocas las personas que, en aquel momento, al saber de mi estado (de gestación, no de enajenación mental, que un poco también), me soltaron el clásico: “¡Enhorabuena! ¿Y ahora qué vas a hacer con los gatos?“. Reconozco que la primera vez que oí esa unión de pensamientos (felicitar embarazo + dudar sobre el destino de los gatos) me quedé durante largo rato con cara de no comprender nada. Luego, algunos, me decían que era por “lo de la toxoplasmosis“, otros que por “lo de la higiene” y otros que por lo de que “pueden ser peligrosos para los niños“. Sí, también entonces me quedaba yo con esa cara inmóvil de cejas levantadas y parpadeo repetido. “Pero… Pero… ¿qué quieres que haga con ellos?“.

Lo cierto es que son tantas las personas que tienen estos pensamientos asociados que, tras mi estupefacción inicial, me he visto en la obligación de desmentirlos, uno por uno. Así que si tú eres de los que pensabas así o bien te lo han dicho y no sabes bien qué opinar al respecto, lee con atención:

  • Toxoplasmosis: A ver, para que un gato te contagie de toxoplasmosis, lo primero, debe estar contagiado él. Contagiado quiere decir que en ese momento tenga el parásito activo, no que lo haya tenido en el pasado. El toxoplasma está activo de media unos 14 días en el cuerpo de un gatete. Y tu gatete se tiene que contagiar ingiriendo en ese momento carne infectada (vamos, que el pienso de gatos de interior no trae el virus, más bien únicamente si tu gato es cazador de exterior y tiene muy mala suerte). Entonces, como decíamos, para contagiarte, el gato -infectado- tiene que hacer caca, tú tienes que tocar esa caca con las manos desnudas y luego llevarte las manos a la boca. Si de verdad te da miedo esa remota posibilidad, pídele a otra persona que limpie la bandeja de los gatos durante tu embarazo. Si no, basta con usar guantes (y cabeza).
  • peligro-gatuno

    Dragón acechando gatos

    Higiene: Quien ha tenido un gato sabe que el animal se pasa más tiempo lavándose que tú pensando. Son animales muy limpios. Además, a ti, como casero suyo, te corresponde mantener limpio su “universo”. Pero lo mismo por ti que por tu bebé. No culpes al gato de no ser limpio. El hecho de que suelte pelos es, incluso, parcialmente beneficioso. Está demostrado que el hecho de convivir con un animal ayuda a la prevención de alergias en niños. Como lo oyes.

  • Peligro para los niños: En mi experiencia, es más peligroso para el gato estar cerca del niño que para el niño estarlo del gato. Generalmente, los felinos no están motivados por buscar guerra con los humanos. Cuando ocurre, se trata más de un juego que aprendieron, quizás erróneamente, de pequeños. Si introduces con cautela el nuevo miembro de la familia a tus gatos, se harán progresivamente a la idea de que ese humano también es su dueño (o su inquilino, que es lo que en realidad piensan los gatos, por si no lo sabes) y no lo verán como una amenaza.

Compañía felina

Otra cosa que destacaría de tener una mascota durante el embarazo es la compañía que te hacen durante la baja previa al parto y la posterior. Esa compañía en unas semanas que son realmente duras me parece, sinceramente, oro. Recuerdo a Luke y Leia persiguiéndome allá donde fuera para, sin más, estar en la misma habitación que yo. A día de hoy aún lo hacen, pero durante las bajas es como más evidente (básicamente, porque estás más tiempo en casa). Y poder acariciar ese pelo suave es ciertamente efectivo para reducir el estrés.

Había quien me decía que la gata sabía que yo estaba embarazada y que eso explicaba que estuviera siempre encima de mí (incluso cuando la tripa comenzaba a ser un obstáculo evidente entre ambas). Desconozco la base científica de tal afirmación, pero me parece más probable que el hecho de tener una barriga caliente y “vibrante” fuera extremadamente interesante para ella. Además, durante el segundo embarazo, la actitud de ambos fue de absoluto pasotismo, por lo que el argumento de la sapiencia felina no me parece del todo sólido.

collage_embarazo

Compañía felina, cariño constante (purrrrr)

En definitiva, y en resumen, a la pregunta del título sobre si es peligroso tener gatos estando embarazada, la respuesta es NO. Bajo ningún concepto es admisible usar como excusa la llegada de un nuevo bebé para abandonar a un animal. Incluso en los casos más extremos, siempre se puede buscar una solución de compromiso. No abandonéis animales nunca. Igual que no abandonaríais a un miembro de vuestra familia.

En otro post os hablaré de las bondades y beneficios para los niños de tener gatos en casa. Y conste que no me han amenazado mis felinos para que lo haga… (*mira a sus gatos con temor mientras ellos asienten lentamente*).

Y vosotros, ¿habéis tenido esa misma conversación sobre el destino de los gatos con alguien? ¿Tenéis compañía felina en el hogar?

Anuncios

10 comentarios en “Embarazo con gatos: ¿peligroso para los bebés?

  1. Pues si, 3 grandes gatos y 1 gran perra y tocó pescuchar lo mismo, que si enfermedades, que si limpieza, que si peligro….
    Nuestra perra Basha (2 años) me cuidó y protegió todo el embarazo y ahora vela por la seguridad de nuestra peque apostandose a los pies de su cuna, su hamaca, su habitacion o donde quiera que ella se encuentre.
    Nuestros 3 felinos pasan de la peque o si llora se ponen al lado de su cuna o su hamaca para hacerle compañia. Me encanta que nuestra peque vaya a crecer con la manada y solo lamento que alguno de ellos ya no este cuando ella tenga capacidad de almacenar recuerdos. Nuestros gatos Sisuka (casi 12 años) Picatxu (10 años) y Lía (3 años) mix de bosques de noruega adoptados todos

    Me gusta

  2. Buenísima entrada! Nosotros tenemos una felina en casa, se llama Luna, y aunque no es muy dada a conocer gente, con nosotros es super cariñosa. Y con el bebé siempre ha tenido ese instinto protector como de mamá gata porque sabe que es un cachorro. Ahora el enano tiene casi 16 meses y la pobre aguanta… Madre mía…porque la persigue, y se emociona, y grita de emoción cuando la ve… Y ella va aguantando, y se deja tocar hasta que se va porque ya no puede más… A, esta edad son muy brutotes!! Pero llega la noche y cuando duermo al niño ella se viene a la habitación, y cuando yo me voy ella se queda haciéndole compañía hasta que papá y yo volvemos para dormir… Son tan tiernos cuando los ves juntitos durmiendo…

    Me gusta

  3. Pues sí. Y me enfadaba bastante. Me daban ganas de contestar ¿y tu que hiciste con tu madre cuando te quedaste embarazada? La gente debería pensar un poquito antes de hablar.

    Me gusta

  4. Uy, cuánto loco de los gatos hay sueltos en este blog… mejor salgo corriendo antes de que me soltéis una diatriba sobre las ventajas de tener un bicho en casa. (Léase con la voz de Iago cuando imita a Jasmine en Aladdin)
    Ya ves, sólo pasaba por aquí sólo para agitar el avispero progatuno XD
    #vinagrepowah

    Me gusta

  5. Pingback: 10 libros recomendados para niños de 2 y 3 años | Bebé a Mordor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s