6 formas (random) de decidir un destino de viaje

Terminan las vacaciones de Navidad y muchos ya estamos pensando en cuándo vendrá el siguiente respiro. Algunos se conforman con plantearse cuándo llega el próximo festivo. O el próximo puente. O a dónde se irán de escapada en Semana Santa. Otros, como yo, desde ya están pensando a lo grande: ¿cuál será el próximo gran destino de viaje de vacaciones?

A lo mejor pensáis que aún es pronto… “Juls, ¿en enero? ¿Estás loca? ¡Faltan como mínimo 6 meses!”. La respuesta a todo ello es: “Sí. Claro. Correcto”. Pero qué queréis que os diga, yo soy de las que opina que, cuanto antes tengas decidido el destino, mejor. Y el motivo es muy simple: todo en la vida es mejor disfrutarlo antes, durante y después de hacerlo. Un viaje no es menos y, como cualquier placer, se debe saborear en tres tiempos:

  1. Un viaje se disfruta antes, preparándolo.
  2. Un viaje se disfruta durante, viviéndolo.
  3. Un viaje se disfruta después, recordándolo.

Y es que para mí, los preliminares son casi tan importantes como la vivencia en sí. Entre otras cosas, ¡duran mucho más! Pero bueno, sin enrollarme mucho más, os confirmo que ese es el motivo por el que, desde enero, ya tengo en mente mi próximo viaje*.

6 FORMAS (RANDOM) DE DECIDIR UN DESTINO DE VIAJE

A lo mejor os preguntáis cómo hace una madre viajera como servidora para elegir un destino de viaje. Pues cada año en la Mordorada hemos decidido de una manera diferente. Os cuento algunas formas por si os apetece ir echando un vistazo a vuestro planning del verano:

  1. ME HE ENCAPRICHADO. Oye, pues un motivo como otro cualquiera. Recuerdo que, en junio de 2008, una amiga me dijo que su sueño era ir a Turquía, especialmente porque quería ver el baile de los derviches y, especialmente, los lagos de Pamukkale. Recuerdo mi cara al ver fotos de los lagos. Mr. B supo en ese momento que el destino estaba decidido. Me había encaprichado. Un par de meses después fuimos a Turquía. Mereció la pena.

    lagos-de-pamukkale

    Lagos de Pamukkale (Turquía). Paredes de caliza y terrazas de agua. Hacía calor, lo juro.

  2. ¿TÚ HAS VISTO ESTO? Parecido al anterior, pero más programado. En 2009 hicimos un “gran viaje”. Estuvimos 10 semanas con la mochila al hombro por Sudamérica, habiendo reservado únicamente un vuelo de ida a Lima, una vuelta desde Buenos Aires y la primera noche de hotel. Para ver posibles destinos, abrimos Google Earth y nos imaginamos un recorrido más o menos plausible. Pinchamos en lugares aleatorios de ese recorrido y vimos algunas imágenes (esto también lo hicimos para el viaje a Holanda con un bebé). Y descubrimos, totalmente por azar, entre otras cosas, el Oasis de Huacachina. Durante el viaje fuimos a explorarlo. Mereció la pena.

    desierto-oasis-de-huacachina

    Desierto de Huacachina (Perú). Vista de un pequeño oasis molón.

  3. LO DICE AQUÍ. Hay algunos libros, blogs o webs que nos sirven de guía y de los que tomamos ideas. En cuanto a material impreso, en casa tenemos dos libros que son de obligada consulta. Uno es el libro de El Patrimonio de la Humanidad de Ediciones UNESCO (sitios que definitivamente necesitas ver antes de morir), y el otro es el “Pasaporte a la Aventura” que cada año nos llega desde la agencia Ámbar Viajes con la que fuimos a Namibia estando yo embarazada (sí, mereció absolutamente la pena).

    patrimonio-de-la-humanidad-libro-unesco-pasaporte-aventura

    Libro “El Patrimonio de la Humanidad” (UNESCO) y Pasaporte a la Aventura posando alegres con un avión (el avión es de juguete, no vale para volar).

  4. VA TODO EL MUNDO. ¿No os ha pasado que, de pronto, un porcentaje abrumador de conocidos vuestros van de viaje al mismo sitio? Pues, ante esa tesitura, puedes pensar “Bufff… Paso, estará petado” o bien “Oye, algo tendrá si va todo el mundo, ¿no?”. Nosotros nos planteamos lo segundo cuando vimos la “avalancha” dirigida hacia Vietnam en 2015. Y fuimos con el Dragón. Y, madre mía… Mereció la pena.

    vietnam-bebe-arrozal-sombrero

    Juls feliz con el Dragón en brazos, tapándose con su sombrero vietnamita masculino en un verde verdísimo campo de arroz en el Parque Natural de Ba Be (norte de Vietnam).

  5. O AHORA O NUNCA. Uno de los motivos por los que puede pasar lo anterior es porque se avecinen cambios importantes. En Vietnam comenzó hace unos años la gran apertura turística y decidimos ir antes de que se convirtiera en un destino demasiado explotado. También puede ocurrir, como nos pasó al ir a Cuba, que empieces a temer que haya algún cambio sociopolítico inminente y quieras vivir el país “tal y como es ahora”. Yo puedo decir que estuve en una Cuba distinta de la que probablemente podrán visitar mis hijos en unos años.

    trinidad-cuba-casas-colores

    Trinidad (Cuba). Una calle cualquiera, con sus casas de colores y su caballo mirando a cámara.

  6. SOY FRIKI, ¿Y QUÉ? Siempre que hago una lista de métodos de decisión me parece lo mínimo incluir la opción que todo friki debe tener siempre (literalmente) a mano: lanzar 1d20 (un dado de 20 caras para los muggles). Haces una lista con destinos plausibles y, oye, que decidan el azar… o los Dioses Primigenios.

    1d20-dados-chupete-mapa

    1d20, 1d6, 1d4, 1d10 y un chupete sobre un mapamundi viajero (sí, todos los dados marcan la puntuación máxima, soy así de optimista).

Y vosotros, ¿qué clase de criterio (random) usáis para decidir vuestros destinos? ¿Geográfico? ¿Histórico? ¿Alfabético? (Por favor, si en tu caso es alfabético, cuéntamelo en los comentarios: ¡necesito entrevistarte!).

*Por cierto, este año estamos valorando ir a Ecuador. (Sí, con los niños).

Anuncios

27 comentarios en “6 formas (random) de decidir un destino de viaje

  1. Yo creo que a todos los que nos apasiona viajar disfrutamos la búsqueda de destino y preparativos como parte misma del viaje ( lo comento en mi post de esta semana 😉 ). Yo ya tengo parte de las vacaciones fichadas pero ahora estoy mirando alguna escapada internacional con los enanos :-).

    Me gusta

    • La verdad es que debería explicitar una lista de destinos soñados. Me parece chulo. En plan ahí puesto en la pared. ¡Me gusta la idea!
      Lo del precio de los vuelos definitivamente es una variable de peso. De momento nosotros hemos podido elegir (más o menos) fechas de viaje. Eso es una ventaja! 🙂
      ¡Gracias por comentar!

      Me gusta

  2. Me encanta el último, creo que lo voy a usar para este año, que aún no lo tenemos claro… Antes alternábamos y elegíamos mi marido y yo, uno cada año. Ahora interviene la mayor y nos dice si quiere playa, montaña, ciudad… Aunque a veces te sale con alguna como que a la playa no que se le riza el pelo, me parto!

    Me gusta

    • Hombre, es un tema importante. Si se le riza el pelo, no va a poder pensar en otra cosa y no va a disfrutar del viaje. ¡Ella lo tiene todo previsto! xD
      El del dado es el método de Sheldon Cooper (The Big Bang Theory) también. Muy recomendable. xDD
      ¡Gracias por comentar!

      Me gusta

  3. Nosotros intentamos elegir destinos muy diferentes al año anterior. Por ejemplo:
    Verano 2015: Canarias en furgo.
    Verano 2016: Malasia sin furgo.
    Verano 2017: toca furgo por Europa 🙂
    Aunque el destino concreto casi siempre es elegido por el “pero ¿tú has visto esto? Hay que ir” Y pasa directamente a la lista de viajes deseados, que por cierto, cada vez se hace más larga… ¡Puf!

    Me gusta

  4. Y si te digo que tenemos decididos los, como mínimo, 3 destinos grandes para los próximos 3 años? Dos van en función de la idoneidad de visitar ciertos lugares con determinadas edades de los peques y el último de ellos es el frustrado del año pasado, así que… se pone a la cola (aunque de repente apareció Myanmar por ahí y puja por ponerse el tercero xD).

    Me gusta

  5. Me ha encantado!!
    No sabía que érais tan viajeros!!
    Nosotros dependemos del trabajo de mi marido, del destino que le toque, ya hemos vivido varios ańos en Hungría, Argentina y ahora Croacia. Eso hace que lo tengamos que calcular con más tiempo ya que las distancias , las frecuencias de aviones no es como en Espańa. Por ejemplo, desde el verano pasado nos pusieron línea con San Petersburgo y nos pareció buena idea volver a experimentar las Noches Blancas que ya vivimos en el sur de Argentina, algo increíble que sea de día a las 11 o 12 de la noche, toda una experiencia para el cuerpo, como el jetlag.
    Y me gustaría volver a Latinoamérica, sencilalmente me enamoré, hay que volver.
    Y pendiente, el sudeste asiático.
    Ultimamente decidí mis destinos(soy encima, agente turístico) para ir como peregrinos, Aparte de Santiago de Compostela, hemos visitado diferentes santuarios o el Vaticano, Međugorje, Fátima será el siguiente y así,

    Me gusta

  6. como siempre, MENCANTA tu post jejejeje, la manera de decidir es genialisissisiisisisima
    yo soy de las del primer punto ME ENCAPRICHO ^____^ soy una caprichosa, pero me controlo jajaja

    a mí siempre me ha permitido poco viaje la economia…..pero dos destinos que me encantarian (aparte de volver a JAPÓN, porque como yo digo hay un Japón para cada uno y no cada lugar de la isla es igual….el antiguo, el moderno, el costero….aun me quedan muchos de sus lugares por visitar …..y ejem ejem que estaba yo diciendo jajajajaja) ah si, los destinos: ESCOCIA e IRLANDA

    soy de frio que le vamos a hacer jajajaja, ademas ayer el peque decidió que quiere viajar al POLO NORTE (ha salido a miiiii jajajajaja) …..destinos que serian geniaaaales, algun dia los apuntaremos a nuestra lista (primero nos tocará ahorrar muuuuuucho muuuuuucho ^___^)

    Me gusta

  7. Pues este año ha decidido la pequeña de la casa, por lo menos el que va a ser el primer viaje (por favor por favor…que haya más!!!!!).
    Dice que echa mucho de menos a Beilín (un elefante). Nosotros nos lo hemos buscado jeje. Pues eso, Tailandia otra vez. Estamos enganchaos. Quizás le metamos un poco de Camboya o Birmania.
    Juro (a mi misma) que el año que viene cambiamos. Tengo una lista demasiado larga de destinos pendientes. Por cierto, uno es Cuba, y hay que darse mucha prisa!
    Besos

    Me gusta

  8. Para la opción 6, la del dado D20, se podría poner un listado de 20 lugares, y poner tu propia ciudad en el número 1. Así, si sacas un 1, es una pifia real, es decir, no viajas 😛

    Sacar un 20 sería Japón o algo así n_n

    Me gusta

  9. Pingback: Como decidir tu destino de viaje – Pasión por la Vida

  10. Pingback: Beneficios de los Juegos de Rol para los niños | Bebé a Mordor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s